0-retrato - urbina

Ignacio Urbina Polo

Ignacio Urbina Polo es diseñador industrial especializado en Biónica con Master en Ingeniería de Productos por la Universidad Federal de Santa Catarina. Con más de 25 años de experiencia profesional, ha realizado proyectos de señalización, objetos, exhibiciones y productos para empresas e instituciones públicas y privadas. Ha sido docente en Prodiseño – Escuela de Comunicación Visual y Diseño de Caracas- llegando a ser Director General de la Escuela en el año 2003. Miembro del Comité Asesor de la BID desde 2007 y Project Leader en el Interdesign Monterrey TEC – ICSID 2009 que fue jurado Internacional del IF Brasil 2011 y del Observeur du Design Francia 2013. Urbina publica artículos en periódicos y revistas especializadas, es editor de DIconexiones y profesor asociado en Pratt Institute, NY, por lo que en esta ocasión nos hablará de ésta escuela, que, según el autor, se debate entre la tradición y la incorporación de nuevos enfoques sobre la enseñanza del diseño. El Pratt Institute es un singular ambiente marcado por una constante y abierta discusión sobre los criterios, aproximaciones y discursos en torno a la educación y a la práctica del diseño. Un compromiso con la formación de personas, diseñadores cada vez más capaces de entender los alcances del diseño.

Una institución fundada en 1887 e inicialmente dedicada al arte, la arquitectura y la ingeniería. En Pratt Institute es cada vez más fuerte la idea del diseño para la gente, en un genuino y sencillo sentido de las relaciones entre personas y objetos, 

entre sistemas y entorno. Desde allí se piensan los proyectos hasta entenderlos como ‘cosa’ y ‘objeto’, en una profunda conexión con la experimentación, para luego convertirlos en artefactos y productos para la sociedad.

La escuela de diseño industrial fue creada en 1936, cuando las leyendas del diseño Alexander Kostellow and Rowena Reed se unieron al conocido diseñador de la Westinhouse y educador Donald Dohner para revolucionar el curso básico del programa y convertirlo en un territorio común para todos los alumnos del primer año. Un curso llamado Foundation que, con la incorporación de elementos de abstracción, emulaba la tradición de la Bauhaus. El estudio del lenguaje de la forma y el uso de la abstracción tridimensional, como herramienta de diseño, son todavía utilizados como metodología para crear una poderosa plataforma de generación y reflexión sobre los fenómenos conectados con la materialidad. Al mismo tiempo, se propicia el desarrollo de la sensibilidad visual y táctil.

El Pratt es una escuela que se debate entre la tradición y la incorporación de nuevos enfoques sobre la enseñanza del diseño. Un singular ambiente marcado por una constante y abierta discusión sobre los criterios, aproximaciones y discursos en torno a la educación y a la práctica del diseño. Un compromiso con la formación de personas, diseñadores cada vez más capaces de entender los alcances del diseño y profesionales que trabajan con la anticipación.

Convexidad. Metodología de la forma y el espacio.

Convexidad. Metodología de la forma y el espacio.

urbina polo1

Pattern Recognition. Poltrona, 2014. Alex Smith, Thesis MID. Investigación que explora la estructura formal del lenguaje de Patterns y su utilidad como herramienta cognitiva en el proceso de diseño.

Los grandes discursos que bombardean la actividad del diseño y que se han convertido en paradigmas virales, como la sostenibilidad, la innovación y el Design Thinking, son asumidos en la escuela como ejes transversales en la elaboración de los proyectos, sin caer en la tentación de convertirlos en líneas de trabajo y mucho menos transformarlos en cursos instrumentales.

El diseño como ejercicio

La selección de las temáticas en Pratt ID son libres para cada docente en la construcción del programa de trabajo (Syllabus) siempre que se cubran los contenidos del pensum general del curso. De esta manera, existe una marcada diferencia en el carácter que cada instructor imprime en el desarrollo de cada cátedra o de cada taller.

Una experiencia que hemos repetido en dos ocasiones ha sido el trabajo con un Taller de Diseño de Producto para alumnos del tercer año (juniors), que nos ha permitido conectar algunas ideas en torno al binomio ciencia – diseño. Dedicamos una buena parte del semestre en explorar algunos asuntos que, con la ayuda del diseño, nos permitieron construir artefactos que facilitaran la comprensión de conceptos utilizados en el denso lenguaje de la ciencia. Una metodología muy sencilla: la selección de un principio de ciencia (fundamentalmente de
física o de química) y su aplicación con tres salidas posibles: objetos que comuniquen ciencia, productos donde el principio de ciencia es el elemento principal de su propósito o dispositivos de medición de valores o interfaces para la lectura de datos científicos. Los resultados fueron singulares. Alumnos que trabajaron con principios muy conocidos como el magnetismo o la flotabilidad. Otros que utilizaron conceptos en la frontera entre la ciencia con la tecnología como la utilización de materiales hidrófobos.

De igual manera, tuvimos una experiencia muy particular con el desarrollo de un ejercicio que llamamos Diseño y Necesidad, inspirado en una exposición que visitamos en el MoMA de nombre ‘Born out of Necessity’, organizada por la curadora Paola Antonelli en 2012. Una forma de mirar los propósitos de los productos, en sus aspectos funcionales y estéticos, desde una nueva perspectiva. Una manera de entender que la vida cotidiana está llena de pequeñas situaciones de necesidad y que, por supuesto, se hacen mucho mas dramáticas cuando se presentan condiciones de emergencia, desastre o escasez. En este ejercicio los alumnos pudieron desarrollar desde accesorios de seguridad para el
trabajo en la construcción, hasta una inyectadora desechable de vacunas precargadas que, con un minucioso estudio de la gestualidad y una inmersión con especialistas y pacientes, podían ser operadas con una sola mano, minimizando el riesgo de contaminación con la aguja.

2-syringe

Advanced Syringe, 2012. Masamune Kaji. Senior Design Studio. Inyectadora desechable de vacunas precargadas, para la manipulación con una sola mano.

 

Este tipo de trabajo, especialmente en istituciones académicas, suelen llamarse proyectos, y aunque estamos convencidos de la necesidad de reforzar el concepto de ‘proyecto’ como eje central de la actividad de diseño, no son más que meros ejercicios con aspectos muy específicos y que abordan un limitado espectro de variables del diseño y del desarrollo de productos.

En las etapas iniciales de cada ejercicio, el trabajo de investigación primaria, donde se producen mapas, diagramas e infografías, se acompaña de modelos tridimensionales que garantizan la experimentación como práctica, en el trabajo directo con los materiales, los procesos y las formas. Consideramos que la investigación en diseño no debe abandonar, en ningún caso, el resultado que surge del trabajo de iteración formal. La información que emerge del contacto con los aspectos formales y estructurales de los objetos es vital para la construcción de un discurso coherente en el diseño.

Dos asuntos son característicos en casi todos los cursos de diseño industrial en Pratt, en la licenciatura y, con otros matices, en el Master. El primero es la construcción del problema, del briefing, un trabajo que se hace en conjunto con los alumnos, procurando mitigar la idea de la tarea, de la asignación. Y el otro, que se refiere a una continua actividad de presentar, defender y comunicar el trabajo.

 

La Escuela

El estudio del lenguaje de la forma (3D Abstraction) aparece en Pratt Institute como un curso que acompaña el Taller de Diseño y
la actividad de proyecto, en un programa de ocho semestres. 

En los últimos tres años he tenido la oportunidad de impartir clases en esta licenciatura, dentro de algunos Talleres de Diseño de Producto en compañía de otros instructores. Igualmente, en la materia Portfolio, un curso obligatorio del último año de la carrera, donde los estudiantes aprenden a montar su carpeta de trabajos y se entrenan en aspectos básicos de la práctica profesional. 

En la Maestría, he dictado materias como Design Concepts y Direct Research. También, junto a un grupo de cuatro docentes, llevamos las tutorías de los trabajos de Tesis. Las temáticas de proyecto, en ambos programas, surgen de las líneas de trabajo de los docentes o de las relaciones con la industria y centros de investigación, o bien del trabajo conjunto entre alumnos y profesores. Algunos cursos tradicionales como Furniture, Tabletop o Shoe Design y recientemente Food Design, llevados por profesores de larga experiencia profesional, se mantienen vigentes y son muy demandados. Este único programa de Maestría (Master in Industrial Design) fue creado en 1974, tiene una duración de

Urbina Polo 2

Consider This. Tetera, 2014. Anthony Villanacci, Thesis MID. En una cultura dominada por la eficiencia, pasamos por alto lo lento y las calidades más experienciales del mundo físico. Este objeto es parte de una serie de productos diseñados para brindar la oportunidad de participar de una experiencia rica y por capas.

tres años y anualmente recibe la solicitud de acceso de más de trescientos candidatos de los que ingresan solo veinticinco. Cerca del 80% de los alumnos del programa tienen formación en otras áreas, lo que crea un ambiente plural y ‘interdisciplinario’. En el segundo año del Master los alumnos pueden ingresar al programa Global Innovation Design, que involucra a otras dos prestigiosas escuelas de diseño en Londres y en Tokio.

Participar en el comité de revisión curricular dentro del Departamento de Diseño Industrial, con miras al proceso de acreditación nacional, me ha permitido conocer con profundidad la estructura académica de un programa que, con una base muy sólida en la construcción de objetos que utilizan la belleza como plataforma, necesita explorar nuevas áreas y nuevos espacios en el diseño. Áreas que ya comienzan a impactar en los productos que desarrollamos, como el diseño de información, la movilidad, el diseño social, la fabricación digital, el proyecto colaborativo y el diseño para la salud.

logo-diconexiones

 

Contacta con Diconexiones Visita la página web de Diconexiones

Finalmente, el Campus de Pratt Institute, en Brooklyn NY, ofrece una especial experiencia de caminar entre talleres de fabricación a lo largo de un gran jardín de esculturas. Un ambiente industrial que nos conecta directamente con la idea del ‘hacer’. Un espacio tranquilo en medio de uno de los centros urbanos de mayor agitación cultural del planeta.

3-lampara

Transformational Conections. Familia de Lámparas, 2013. Carolina Pabon-Escobar, Thesis MID. Exploración sobre la manera de activar relaciones más robustas usuario-objeto y, a través de la transformación, despertar conexiones emocionales donde la gente pueda aferrarse a los objetos por un mayor período de tiempo.

Pratt: la forma de las cosas
¡Vota a Nacho Lavernia y deja tu comentario!
0%Nota Final
Puntaje De Lectores: (2 Votos)
81%

Una Respuesta

    Hacer Comentario

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.